jueves, 15 de octubre de 2009



Prescinde del estudio y te liberarás de todas tus preocupaciones. ¿Qué diferencia hay entre si y no?. ¿Qué diferencia hay entre bien y mal?. ¿Debo temer lo que otros temen? ¿Debo temer la infelicidad cuando existe la abundancia? ¿Debo temer la oscuridad cuando hay una luz que siempre brilla?
En primavera, algunos van al parque y las terrazas, mientras yo vago solitario, sin saber dónde estoy. Como un recien nacido que aún no sabe reir, estoy solo, sin un lugar donde ir.
La gente vive en la abundancia, solo a mí parece faltarme algo. Mi mente es la de un analfabeto, de una completa simpleza.
Solo soy un huesped del mundo. Mientras los demas se ajetrean con sus cosas, yo acepto lo que se me ofrece.
Solo yo parezco un insensato que gana poco y gasta menos.
Otros luchan por la fama; yo evito ser el centro de atención, me gusta mas quedarme solo.
Sí, parezco un idiota, sin juicio , sin preocupaciones.
Me muevo como las olas del mar. Voy sin rumbo como el viento.
Los hombres se acomodan a sus rutinas; solo yo sigo vagando tercamente, y en lo que mas difiero de los demas es en que sé nutrirme de la gran Madre.

(Lao Tse)


Una hermosa forma de decirnos que hay que vivir el momento en nuestra mente y en nuestro cuerpo, apreciando lo que se tiene , sin ansiedad, aceptando las cosas como nos las proporciona la gran Madre.

13 comentarios:

Meiguiña dijo...

Hermoso texto que lleva a la reflexión.

Desde luego debemos vivir el aquí, el ahora pero no siempre resulta fácil siempre se ansía algo.

Un biquiño meigo Runas.

anamorgana dijo...

Acertado texto. Me ha gustado.Deberíamos vivir el ahora sin más.
Buen fin de semana
Besos
anamorgana

Alejandro Kreiner dijo...

En la sociedad actual nos preocupamos por cosas vanas...

Saludos.

Sauze dijo...

Me ha gustado leer esta reflexión que deberíamos aplicarnos en más de una ocasión. es de una enseñanza infinita.
un beso, ruinas

Agarrate Catalina dijo...

Muy interesante sublog, saludos y cariños.

Marisa dijo...

¡Qué gran verdad
la de Lao Tse !.

¡Nos afanamos con tanto,
cuando se puede vivir
con tan poco.!

Un gusto volver a leerte.

Besos.

merce dijo...

Valiosa enseñanza, así es, cuando fluimos y confiamos todo se dá, facilmente.
Cuando entramos en dualidad, en el miedo, todo se tensa, nada fluye.


Un gran abrazo Runas.

José Ignacio dijo...

Como ya es costumbre tus entradas requieren reposo. profundas palabras de un sabio. Ocuparse de las cosas es sano, preocuparse es excesivo. Cerrar la razón y acomodarse a los prejuicios no es sano. La inseguridad que produce un camino desconocido acrecienta la seguridad del caminante.
Hasta pronto.

Ana dijo...

Estas palabras son muy buenas consejeras,deberíamos aprender de ellas,gracias por recordar lo sencillo que se puede vivir si uno quiere.
Un saludo

jordim dijo...

por desgracia uno no puede elegir una personalidad ante la vida..

Marta dijo...

Absolutely agree.

Solo los que van sin rumbo como el viento se pueden acercar a la felicidad.

Hada Saltarina dijo...

Hola Runas,

Pienso que cada uno tenemos nuestros caminos; admiro la sencillez, pero a veces ésta surge por vías insospechadas. En mi caso, he necesitado del estudio; hay quienes me lo reprochan pero ha sido mi camino: ¿equivocado? ¿cierto? ¡Quién lo sabe! Decidí buscar una dicha consciente; no sé is eso es un mal o un bien, pero lo que se es que sencillamente ES. Te mando muchos besos

Rosna dijo...

Runas san ,maravillosa entrada ,un texto precioso y valioso .La danza de los derviches , ellos danzan con el corazón ....
Es la vida que fluye , aquí y ahora ,tan simple no ?
Saludos desde la isla
Rosna